Buscar
  • AsocMexDiabetes

Complicaciones bucales en personas con diabetes



Es muy importante hablar de complicaciones bucales cuando se habla de diabetes por la asociación tan estrecha que existe entre ambas.


Las enfermedades periodontales son patologías causadas por bacterias que afectan a los tejidos que sostienen los dientes, también conocidos como periodonto. Se ha demostrado que estas enfermedades tienen una relación bidireccional con la diabetes, lo cual quiere decir que un control deficiente de la diabetes se asocia con un aumento en la prevalencia y la gravedad de estas enfermedades y, de igual manera, las enfermedades periodontales se asocian con un peor control de la glucosa.


Estas enfermedades progresan lentamente desde la parte más superficial hasta la más profunda, es decir de la encía al hueso, y son la causa más común de pérdida de dientes. Se dice que su desarrollo es multifactorial porque además de la diabetes existen muchas otras situaciones que aumentan el riesgo de desarrollarlas: el tabaco, el alcohol, el estrés, la osteoporosis, el embarazo, algunos medicamentos, etc. Por esto es indispensable llevar un estilo de vida saludable, además de mantener una buena salud oral y un buen control glucémico. A continuación podrás leer sobre los complicaciones orales más comunes, sus características y cómo prevenirlas:


Gingivitis

Cuando la diabetes está descontrolada, se pueden encontrar niveles altos de glucosa en la saliva, lo cual contribuye a que crezcan microorganismos dañinos que se conocen con el nombre de placa o biofilm.


La placa es una acumulación de comida, saliva y bacterias que se adhiere por debajo de la encía y produce inflamación, que suele ser el inicio de la enfermedad periodontal o enfermedad de las encías. En esta etapa la encía se ve inflamada y enrojecida, e incluso puede llegar a sangrar. A pesar de esto, no hay destrucción de tejidos, lo cual significa que la enfermedad todavía es reversible y si se detecta a tiempo se puede tratar para evitar que evolucione a periodontitis.


Periodontitis

Si la gingivitis progresa se destruye el hueso del soporte del diente, ocasionando que los dientes pierdan su estabilidad, se muevan y se lleguen a caer. Además, debajo de la encía se crea un espacio conocido como bolsa periodontal, en donde se acumula mayor cantidad de bacterias y aumenta el riesgo de perder los dientes. El hueso perdido no se puede recuperar, pero sí se puede frenar el progreso de la enfermedad. Se debe enfatizar que la periodontitis severa puede tener repercusiones en la salud general, aumentando el riesgo cardiovascular.


La enfermedad periodontal no provoca dolor, sin embargo, existen distintas señales de alarma que pueden indicar que está presente: las encías están inflamadas o hinchadas, hay sensibilidad dental, existe mal aliento de manera constante y, en la mayoría de los casos, se presenta sangrado de encías durante el cepillado. En casos más severos se puede alcanzar a ver la raíz de los dientes o estos pueden parecer más largos que antes, se puede presentar pus entre los dientes y encías, los dientes se aflojan y se mueven o se separan entre ellos y pueden notarse cambios en la forma en la que los dientes se acoplan cuando se muerde.


Boca seca

Otra complicación que puede surgir en aquellas personas con diabetes que tienen un manejo inadecuado es la falta de salivación, también conocida como xerostomía.


La saliva desempeña funciones muy importantes en la boca como brindar protección a los dientes, eliminar las bacterias, contribuir a la cicatrización de las heridas, regular el pH de la boca y facilitar la deglución de los alimentos; por lo que su escasez favorece la aparición de caries dental, candidiasis oral y enfermedad periodontal.


La boca seca puede ser resultado de la toma de algunos medicamentos o niveles muy altos de glucosa. Si se presenta este problema, además de mejorar el cuidado de la diabetes se recomienda beber líquidos sin calorías o mascar chicle sin azúcar para aumentar la salivación.


Candidiasis oral

Esta infección también se conoce como algodoncillo y es causada por el crecimiento desproporcionado de un hongo llamado Candida albicans que se encuentra de forma natural en la boca. Este hongo puede aparecer en el paladar, la lengua, las mejillas y las encías y se manifiesta en forma de manchas rojas o blancas y llagas. Si se presenta esta enfermedad es importante acudir al médico para iniciar tratamiento con fármacos y combatir el hongo. Mantener los niveles de glucosa en un rango adecuado y evitar fumar ayudará a prevenir su aparición.


¿Cómo se previenen estas complicaciones?


La prevención se debe centrar en controlar la gingivitis y evitar que haya una evolución a periodontitis.


Los dos puntos clave para evitar cualquiera de las complicaciones bucales son mantener los niveles de glucosa en sangre en rangos adecuados y tener una buena higiene oral. El cepillado dental diario es imprescindible para controlar y eliminar la placa bacteriana que se adhiere a los dientes. Debe realizarse después de cada comida y antes de irse a dormir, además, hay que usar hilo dental y/o cepillos interproximales para limpiar los espacios entre los dientes. En caso de tener dentadura postiza es imprescindible limpiarla diariamente.


La buena higiene oral se complementa con visitas regulares al odontólogo, ya que por mucho cuidado que se tenga, él es capaz de evaluar otros aspectos que uno difícilmente puede ver desde casa. Lo mínimo recomendable es asistir dos veces al año, pero estas visitas pueden ser más frecuentes si el especialista lo considera pertinente.


Como las personas que viven con diabetes tienen necesidades bucales especiales, es importante mantener al dentista al tanto de su condición y del tratamiento que le indicaron y, de ser posible, acudir con algún dentista educador en diabetes.


Elaborado por Educadora en Diabetes Angélica Macías Guzmán


Bibliografía

● American Diabetes Association. (2021). Comprehensive Medical Evaluation and Assessment of Comorbidities: Standards of medical Care in Diabetes - 2021. Diabetes care; 44 (Suppl. 1): S40-S52. Doi: https://doi.org/10.2337/dc21-S004

● American Diabetes Association. (s.f.). Diabetes and Oral Health. Disponible en: https://professional.diabetes.org/sites/professional.diabetes.org/files/pel/source/sci-advisor_2018_diabetes_oral_health_v4.pdf

● International Diabetes Federation. (2017). Oral health for people with diabetes. Disponible en: https://www.idf.org/e-library/guidelines/83-oral-health-for-people-with-diabetes

● National Institute of Diabetes and Digestive and Kidney Diseases. (2012). Mantenga la boca sana. Disponible en: https://www.niddk.nih.gov/health-information/informacion-de-la-salud/diabetes/informacion-general/prevenir-problemas/boca

469 vistas0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo